mayo 11, 2016

¿Quieres hacer una landing page efectiva? Abróchate el cinturón, aterrizamos

Publicado por Marta Berard

| inbound  web

0 Comentarios Deja tus comentarios

¿Quieres hacer una landing page efectiva? Abróchate el cinturón, aterrizamos

 

Las landing pages son páginas independientes, específicamente diseñadas para dirigir a las personas que visitan nuestra web corporativa, consultan los contenidos de nuestro blog o visitan alguna de las ramificaciones de nuestro ecosistema digital hacia una acción concreta y constituyen un elemento clave en la fase de conversión de una estrategia de Inbound Marketing.

Estas páginas, desde la perspectiva del Marketing de Atracción, deben contener siempre una oferta de interés para nuestros lectores, un pequeño regalo, que puede ser una visita a nuestro stand en una feria, una suscripción a un newsletter o la descarga de un contenido Premium. Para acceder a tan preciado tesoro, nuestros visitantes introducirán sus datos en un breve formulario contenido en la landing y mediante este proceso pasarán de ser meros curiosos que se asoman a ver de dónde viene tanta escandalera a un miembro más de la familia, así que tienes que hacerlo bien, muy, muy bien.

La ejecución de estas pistas de aterrizaje que son las landing requiere actuar con la precisión de un cirujano. Se trata de nuestra gran oportunidad, tal vez la única, de seducir a nuestra cita, ésa con la que nos ha costado tanto tiempo quedar, así que tenemos que causarle una grata impresión y demostrarle que vale la pena dar un pasito más para estrechar el vínculo.

 

1.- No soy yo, son ellos

Una landing page no es el lugar para hablar de ti mismo. No intentes defender tu compañía, presentar tu producto o argumentar por qué es tan bueno tu servicio. Esta herramienta no va sobre ti, sino que se centra en ellos, en nuestros futuros contactos, en nuestros potenciales clientes. Estas páginas tienen un único cometido: posibilitar la conversión de visitas en leads. Así que haz el favor de contener el verbo laudatorio porque habrás matado toda esperanza de futuro común antes de haber pedido la primera copa.

 

2.- Una única propuesta

Se deriva del punto anterior y es pura lógica. Si una landing tiene como único objetivo convertir visitas en leads, articula una única propuesta y exprésala con contundencia, sencillez y claridad.

No caigas en la tentación de divagar, no distraigas la atención de tus visitas con elementos ornamentales innecesarios, porque no será capaz de discernir correctamente cuál es el foco de interés. Añadir información que no esté relacionada con la oferta que haces no solo no contribuye a tu estrategia de conversión, sino todo lo contrario.  

No incluyas menús de navegación, ni footers, ni logos clicables. Solo puede haber dos rutas para salir de una landing: aceptar la oferta o rechazarla.

Céntrate en tu objetivo, porque una vez que obtengas los datos de esa persona y os conozcáis ya tendréis tiempo de hablar de la influencia de Wittgenstein en el pensamiento contemporáneo.

 

3.- Titulares

Redacta un titular inequívoco, que no plantee dudas sobre las ventajas del premio que ofreces, que exprese con claridad la utilidad de tu oferta, que incite a tu visitante a conseguirla. No olvides que ocho de cada diez personas leen el titular y solo dos de cada diez continúan con el contenido que viene a continuación. Así que esfuérzate al máximo en generar un titulo que incentive, estimule y active el proceso de conversión.

 

4.- Incluye un formulario

Estamos hablando insistentemente de que estas páginas están diseñadas para la conversión y no hay conversión sin formulario. Es fundamental que ajustes el número de campos y el tipo de información que pides al tipo de recompensa que ofreces. La calidad del premio que ofreces es directamente proporcional a la cantidad de datos que pides. En cualquier caso y por muy bueno que sea el e-book, la infografía o la visita a El Escorial que regales intenta no exceder los cinco campos. Debes obtener información relevante pero nunca ser invasivo. Apuesta por el equilibrio, es tan importante aquí como en la medular de un equipo de fútbol.

 

5.- Cuida el diseño

En realidad esta es una consideración completamente extrapolable a cualquier acción de marketing y comunicación digital. La presentación importa mucho, es capital. Cuida el diseño, haz pruebas, no compres lo primero que veas. Debes estructurar los elementos de forma que el titular sea fácilmente legible y sobre todo debes conseguir que el formulario destaque debidamente para que nuestro lead pueda seguir con facilidad el camino de las baldosas amarillas. Menos es más, no temas el espacio en blanco, que el barroco ya pasó.

Y si después de leer esto crees que necesitas un zumo ultravitaminado y una visita a un spa, no desfallezcas porque en Guk te ayudamos a diseñar landing pages con las que suavizar los aterrizajes más accidentados.

 

Ebook

 

 

Entradas recientes

Descarga Gratis

New Call-to-action

Comunidad GUK

Etiquetas