abril 26, 2017

Cómo posicionar tu contenido sin tener ni idea de SEO

Publicado por Javier Urtasun

| marketing de contenidos  inbound  seo

0 Comentarios Deja tus comentarios

seo_toolbox.jpg

 

SEO. Tres letras mágicas que se han convertido en la receta secreta de toda estrategia de marketing de contenidos que se precie. Y muchas veces uno de los principales quebraderos de cabeza de las empresas y sus responsables de marketing. Porque sí, tienes un blog, tienes un calendario de contenidos y una estrategia en Social Media. Pero, ¿qué hay del posicionamiento SEO

Normalmente, los esfuerzos en este sentido acaban enredándose en una maraña de keywords y en un laberinto de un nivel técnico complejísimo. Así que quizá ha llegado la hora de apostar también por acciones más prácticas que nos den resultados razonables sin que la inversión de tiempo y dinero sea desproporcionada.

No se trata de infravalorar la importancia del SEO ni mucho menos. Al contrario, se trata de un elemento crucial a la hora de posicionar el contenido en buscadores, y por tanto un factor clave que determinará el éxito o el fracaso de nuestras campañas.

Pero los recientes cambios relacionados con los principales buscadores (cambio en los algoritmos), los nuevos avances tecnológicos (búsqueda por voz) y el propio comportamiento de los usuarios (crecimiento exponencial del uso del móvil) han tenido una consecuencia positiva: el SEO tiene cada vez menos que ver con máquinas y más con el factor humano.

Así que, ¿por qué no aprovechar esta humanización de Google para que nuestro contenido sea más efectivo y posicione mejor en buscadores? Te damos para ello 5 consejos sobre cómo posicionar tu contenido sin tener ni idea de SEO.

 

Conoce a tu público

 ¿Tienes perfectamente claro a qué tipo de usuario quieres atraer a tu web? ¿Has definido exactamente a tu buyer persona? Si haces el esfuerzo inicial de conocer muy bien a tu target, resulta mucho más sencillo optimizar el contenido y adaptarlo a su lenguaje, a su nivel de profundidad técnica, a sus palabras clave, a sus dudas y a sus retos.

 

Responde a preguntas 

Así de sencillo. La mayoría de búsquedas en Google son la expresión de una duda que un usuario tiene sobre un determinado ámbito. Generar el contenido que mejor responde a estas preguntas es el factor que puede posicionar tu empresa en los puestos más altos. Es decir, ya no se trata tanto de colocar las keywords adecuadas en el código HTML como de erigirse en la mejor respuesta a las preguntas de tu público objetivo.

 

Escribe sencillo

Aunque tú y tu equipo consideréis que vuestra prosa es digna del premio nobel de Literatura, rebajad vuestras pretensiones. El estilo cervantino no suele ser el más adecuado para atraer al público que deseas. Y ser el blog con el contenido más complejo técnicamente sólo es garantía de provocar los mayores dolores de cabeza. Es mejor que apuestes por el lenguaje natural, directo y sencillo. Y, sobre todo, que sea el que de forma más precisa responda a las preguntas de tus potenciales clientes. Como dice Sean Van Guilder, del Content Marketing Institute, no hablamos con palabras clave, hablamos con frases naturales.

 

Da formato a tu contenido

Dar formato no sólo consiste en rellenar los campos de las etiquetas de los titulares H1, H2, etc. Está muy bien realizar esa tarea para posicionar nuestras palabras clave, pero también para “romper” un texto que de otro modo sería una larga perorata demasiado árida tanto para el motor de Google como para el más entusiasta de los lectores. Así que es importante dividir el contenido en pequeñas piezas que tengan sentido por sí mismas y den respuesta a dudas de los usuarios, de modo que los motores de búsqueda puedan rastrearlas y posicionarlas. Esto no quiere decir que todo tu contenido deba ajustarse al tirano corsé de la pirámide invertida. Pero sí que la jerarquización de la información y su fragmentación pueden dar a tu contenido el empujón decisivo para aparecer en la primera página de resultados.

 

Crea un buen calendario de contenido

Uno de los factores que ha ido ganando progresivamente peso en el algoritmo de Google es la regularidad y la frescura del contenido proveniente de un sitio web. Es decir, que se premia a quien publica de manera consistente y periódica. Y, para ello, no hay nada como crear un calendario de contenido bien estructurado y organizado, con asignación de temas, plazos y responsabilidades, de modo que nada caiga en la improvisación. Ah, y no sólo se trata de publicar por publicar. También de usar las métricas adecuadas para evaluar el rendimiento del contenido y de este modo optimizar nuestra estrategia.

Todo esto suena bastante sencillo, ¿no? También puedes optar por adentrarte en las profundidades del ignoto mundo del SEO y convertirte en todo un experto para lograr que tu contenido aparezca en el primer lugar del ranking. Pero si prefieres empezar poco a poco, a partir de estos sencillos consejos puedes conseguir sorprendentes resultados en tu estrategia de marketing de contenidos.

 

E-book sobre SEO

 

Entradas recientes

Descarga Gratis

Guía práctica para conseguir que tu marca destaque en Google

Cómo convertir tu empresa en un imán para atraer clientes

New Call-to-action

Comunidad GUK

Etiquetas