abril 4, 2016

9 ideas para poner la comunicación y el marketing al servicio de tu empresa

Publicado por Inaki Gorostidi

| Comunicación  marketing

0 Comentarios Deja tus comentarios

9 ideas para poner la comunicación y el marketing al servicio de tu empresa

 

“No sabemos vender, no comunicamos, no aprovechamos el potencial del marketing...”. Es una percepción y una constatación muy extendida en muchas empresas y entidades, bien sean industriales, de servicios, de productos de consumo, etc. Es decir, históricamente han focalizado todos sus esfuerzos en la elaboración de productos, la implementación de procesos y la definición de rutinas de actuación que condujeran a que su empresa fuera reconocida por su sector en términos de calidad, rigor, producto, servicio, etc.

Históricamente, comunicar o mostrar vocación de adquirir un protagonismo en el espacio público, para proyectar unos valores, una filosofía, una marca, se ha interpretado como un acto de soberbia o prepotencia. Mal visto. Los armarios han tenido una función que ha trascendido históricamente a la de mero espacio donde guardamos nuestras pertenencias.

Vender se ha vendido siempre, faltaba más, pero en silencio. Dar publicidad al hecho de vender se ha asociado históricamente a estar necesitado, a sobrevivir, a pedir limosna. O incluso, lo que es peor, a proyectar una imagen de la que en general siempre se ha querido huir: estamos en esto de la empresa para, si se puede, hacer dinero, todo el que se pueda. También para generar empleo, riqueza…, y también para extraer de ello un beneficio tangible, económico. Pero esto, también, mal visto.

Por lo tanto, las empresas en general –siempre defendemos que hay excepciones- han estado atenazadas por este ‘corsé’ cultural entendiendo que, en resumen, tenían mucho que perder y poco que ganar en esta aventura de la comunicación, el marketing, etc., porque iba asociados a valores discutidos en el entorno.

El contexto actual, sin embargo, hace que esto que ha podido ser una tendencia extendida empiece a resquebrajarse -si bien todavía permanecen muchas empresas en el confort del armario- y surge la inquietud sobre cómo éstas deberían articular una nueva estrategia que les ayude a ‘venderse’ mejor. Es decir, cuando hablan de ‘venderse’ no se refieren exclusivamente a incrementar ventas, sino a cómo pueden llegar a conectar con su audiencia, su público objetivo, cómo pueden proyectar su marca, su propuesta de valor, para que esto les ayude a hacer crecer su negocio y, obviamente, incrementar sus ventas. Por lo tanto, quieren saber cómo utilizar las herramientas de la comunicación y el marketing para tal efecto.

Son muchas las empresas que, todavía, están queriendo salir del armario y muchos los profesionales que están tratando de virar el rumbo de sus empresas hacia estas nuevas coordenadas. A continuación presentamos algunos consejos/claves para resetear tu organización, ponerla en modo activo y tomar la alternativa en esta plaza:

1.- Salir del armario: Ya sabes lo que hay dentro y lo que te ha dado de sí hasta ahora. Si crees que no es suficiente y que tu empresa ya no puede encontrar mucho más beneficio de ese estado, toca abrir las puertas y dejar que entre el aire y la luz. Lógicamente, es mejor que abras la puerta con la llave principal, que probablemente la tiene el CEO y el equipo de dirección. Porque si la abres con la copia que tienes en tu cajón, es posible que la abras en falso. Sin el CEO en la onda, hay cero posibilidades de éxito.

2.-Estrategia. Todos los procesos de actuación de tu empresa están protocolizados, hay una estrategia definida en términos de producción, diseño de procesos, etc. La comunicación y el marketing también deben responder a una estrategia concertada, validada y sujeta a evaluaciones continuas.

3.- Integración de ‘gremios’. Para definir una estrategia, comienza por concretar a donde quieres llegar y cómo lo puedes hacer. El ámbito de la comunicación y el marketing es como el proceso de construcción de un edificio en el que intervienen diferentes ‘gremios’ con habilidades, técnicas y herramientas propias. No hay un ‘gremio’ que te vaya a solucionar tu problema, va a ser más una cuestión de integración y suma.

4.- Zapatero a tus zapatos. Dótale de personalidad y autoridad a la estrategia de comunicación y marketing. No destines a tal efecto a recursos humanos infrautilizados de tu organización, de estos de quita y pon que habitualmente manejas. Van a poner todo su corazón y su buena voluntad, pero habíamos quedado en que este tema era importante en tu empresa, ¿no? Si buscas un equipo externo de apoyo, la interlocución debe tener un nivel proporcional a la importancia que crees que tiene este reto, o sea muy grande, ¿no es así?

5.- Buscando a Wally. Comunicar significa actuar, poner en marcha acciones dirigidas a elevar el altavoz de lo que haces, a proyectar lo que eres, pretendes, haces, aportas, a un destinatario determinado. Define quién es ese destinatario, búscalo, y trata de encontrar la forma de llegar a él. Pongamos que hablamos de estrategia. En nuestro blog encontrarás más de un post con información de interés sobre estos temas.

6.- Comunicar para vender. ‘Venderse’ significa comunicar también, pero pongamos que en este caso quieres orientar tus esfuerzos a conseguir que tenga una correlación directa con los objetivos comerciales y de negocio de tu empresa. En ese caso, convendrá que articules una estrategia de actuación dirigida a conseguir que tu público se dé por aludido. Es decir, quieres comunicar, sí, pero no te conformas con informar, quieres que esa acción esté alineada con una estrategia comercial.

7.- Hazte digital. El mundo, además de loco, se ha vuelto digital. A todo el mundo le ha dado por navegar, buscar y rastrear en la red para testar, comparar y comprar algo. Las personas ahora deciden por sí mismas y en un solo click. Si crees que el entorno digital puede ser una oportunidad para tu negocio, es importante hacer una buena inmersión. Que conozcas cómo baja el agua por el rio te puede ayudar a comprender mejor su comportamiento en momentos críticos. Por ello, invierte en formación. Tendrás más capacidad para entender cómo se mueve este mundo.

8.- There’s plenty of room for all. En lo digital hay sitio para todos, incluso para tu empresa, que produce troqueles para automoción o máquinas cortadoras de papel. Es probable que la decisión de compra final, dada la dimensión económica de la operación, no finalice con un click en tu web, pero sin embargo puedes construir un ecosistema digital de enorme fortaleza para cautivar y atraer a ese contacto en su proceso de decisión final. La metodología del Inbound Marketing, de la que venimos escribiendo profusamente en este blog, te puede ofrecer algo mas de luz.

9.- Tiempo y dinero. Si este tema es importante para tu empresa, como hemos concluido antes (¿o no?), va a precisar de dedicación y de recursos económicos. Así como bajas a planta para supervisar el estado del arte de tu empresa en el día a día, y te reúnes con el director industrial, de compras, financiero, etc., vas a tener que sacar también tiempo para liderar el proceso de reseteo de tu empresa y empiece a venderse mejor, porque, como sabes, si no estás en los procesos importantes de decisión, la empresa se resiente, te empiezan a crecer los problemas por todas las esquinas, ¿o no?

 

Checklist

 

 

Entradas recientes

Descarga Gratis

New Call-to-action

Comunidad GUK

Etiquetas